miércoles, 11 de julio de 2007

Mala suerte

4 comentarios:

Melpómene dijo...

jajajaja, lo recordaré la próxima vez que me obliguen a entrar en un chino!!!

mc clellan dijo...

Hummm... La próxima vez qeu vea algo verde en un plato de un chino (o japonés o asiático o similar) pensaré en Luk. Hasta ahora, los congéneres suyos que han pasado por mi estómago sabían bien... Claro, que la salsa agridulce ayuda. Aún así, me quedo con la cola de rape.

martina dijo...

Y tampoco sabe que en España no hay defunciones de chinos...

Ratonov dijo...

Como connaisseur en especialidades orientales, pongo mi mano sobre el fuego de que no se cocina gato ni perro, a riesgo de que la mano sea el próximo plato.

Por cierto, la cocina de Vietnam está riquísima.